Cuando la protesta se vuelve indignación


Basurero1

Por: Tania Ruíz Díaz/Estudiante de la Lic. de Comunicación.

Vivimos en una Ciudad, dentro de otra.

Los pepenadores del tiradero viaducto Tlalpan luchan desde hace 15 años por la defensa de sus derechos y el cumplimiento de la promesa que se les hizo después de ser desalojados de sus viviendas. Ellos se han convertido en una acción colectiva que lamentablemente no ha logrado dar muchos frutos, ya que aún no son escuchadas ningunas de sus demandas.

A lo largo de este tiempo, más de 80 familias que integran su comunidad han vivido en la marginación social. Están cansados de vivir en el anonimato. Y por lo tanto, están perdiendo la raíz de la lucha, la guerra que están viviendo la están dejando perder.

Ninguna familia que originalmente estuvo en el conflicto se ha ido de ese lugar, todas continúan esperando el apoyo de las autoridades. Sus hijos, que ahora son adultos, son los que han decidido salir de ahí. No obstante, todas las familias que llegaron después del desalojo de Taxqueña, siguen viviendo en el tiradero de basura de Viaducto. Según sus palabras, “es lo único que tienen” aunque en realidad no son propietarios de nada.

El caso Taxqueña es un problema social y de salud pública que nos afecta a todos, tanto internos como externos. Salud pública por la forma insalubre en la que viven, y social porque son parte del grave problema de falta de vivienda en el Distrito Federal, ya que llevan años viviendo en la calle, pues ellos no han recibido una vivienda digna y propia.

Según Néstor García Canclini, la desterritorialización es la pérdida de la relación natural de la cultura con los territorios geográficos, sociales y al mismo tiempo, ciertas relocalizaciones territoriales relativas, parciales de las antiguas y nuevas producciones simbólicas. Y en la ciudad, este fenómeno es visible por medio de las hibridaciones comunitarias como lo son la gente sin hogar. Lo que genera que dentro de la ciudad existan muchas comunidades, patrias, e identidades que no tienen un lugar digno para vivir.

 La historia

La comunidad de pepenadores de Viaducto Tlalpan nace en septiembre del año 2000, cuando un grupo de personas fueron desalojadas de la colonia Taxqueña, ubicada en la Delegación Coyoacán. Fue en ese entonces que fueron reubicados en una zona de la delegación Tlalpan, a un costado de un tiradero de basura frente al Estadio Azteca en un terreno que carecía de las condiciones básicas para servir como vivienda. Así fue como 82 familias llevan 15 años viviendo en estas condiciones.

Y a pesar de que el área no es adecuada para la vivienda, el Instituto de Vivienda del Distrito Federa (INVI) les indicó que esa sería el área que habitarían por un año en lo que se ajustaba el presupuesto para comenzar la construcción de un edificio donde vivirían dignamente.

Al pasar el tiempo las familias comenzaron a preguntar a las autoridades acerca de su caso pero no obtuvieron respuesta. Los años fueron pasando, los niños fueron creciendo y las familias adaptándose a vivir bajo estas circunstancias. En la actualidad, 15 años después, continúan viviendo en el mismo lugar, aunque cada vez más deteriorado.

¿Cómo se crea una ciudad dentro de otra y por qué viven en total marginación y abandono?     

El desalojo tiene dos tipos de resistencia, la activa y la pasiva. La resistencia activa es la que aparece en los medios de comunicación, principalmente por las consecuencias que esta trae como heridos, violencia y sensacionalismo, además de las consecuencias legales para los que la realizan. La resistencia pasiva tiene por detrás toda la teoría de los movimientos pacifistas, además de que minimiza los riesgos legales para los que la realizan. El caso Taxqueña es una resistencia pasiva.

Aproximadamente hace 7 años fueron construidas unas viviendas en un área cercana al tiradero de basura, los habitantes creyeron que serían para ellos por la cercanía a su vivienda actual, pero desafortunadamente no fue así, estas fueron construidas para trabajadores del gobierno. Los pepenadores pelearon por el espacio, se manifestaron pero no consiguieron nada positivo. Incluso una mujer fue detenida por disturbios y aún esta presa en un reclusorio.

Aureola de León González, una mujer de 42 años que es testigo en carne propia de la situación de este lugar. Quién asegura que la situación de vida en ese lugar es muy precaria, ya que no cuentan con los servicios necesarios. La delegación les brinda gratuitamente agua dos veces por semana en horario matutino, por esta razón es que los niños de esta comunidad van a las escuelas en horarios vespertinos. No cuentan con servicios de drenaje, por lo cual no tienen baños en sus viviendas, esto hace la situación aún más complicada y peligrosa, pues al no tener sanitario deben hacer sus necesidades en el área de basura orgánica, dentro del mismo tiradero. El hecho de que las personas no tengan un sanitario, hace que pierdan la intimidad entre ellos mismos y causa conflictos de autoestima, identidad y pertenencia.

Así mismo, a pesar de estar a lado de un centro de salud no reciben ningún tipo de apoyo de su parte, si presentan alguna necesidad médica no los atienden. De igual forma una unidad de policías cercana tampoco los apoyan aunque ellos soliciten el servicio. “Vivimos en una ciudad, dentro de otra” dijo Aureola. Algunos jóvenes habitantes del área, roban la gasolina de los camiones de limpia para revenderla y así conseguir algún otro ingreso para ayudar a sus familias. Los habitantes de este tiradero no cuentan con ningún ingreso fijo o algún apoyo del gobierno, su único sustento es la recolección de basura y la venta del PET, aún así, no todo lo recuperado es solo para ellos, tiene que dar un pago proporcional al líder del tiradero. Por obvias razones, esto afecta aún más el desarrollo de las personas que viven ahí, ya que sus ingresos son limitados.

Según lo que otros declaran, han tenido que desarrollar ciertas habilidades para poder continuar viviendo en ese espacio, por ejemplo, consiguen lonas para cubrir sus techos de la lluvia y trozos de madera para cubrir el piso para que este no se hunda, pues viven directamente sobre la tierra.

Algunas madres de familia que viven ahí expresan que la posición del gobierno ante esta situación es neutra. “En la delegación de Tlalpan no nos dieron informes acerca de estas viviendas, pareciera que no las recuerdan”.

Metodología

La presente investigación se realizó en cuatro partes, en las que se realizaron cuatro visitas en un mes en horarios desiguales para poder observar las diferentes actividades que los habitantes de este lugar realizan. Los dos primeros acercamientos fueron limitados, sólo se pudieron tener dos charlas, pero fueron muy reservadas por que no tenían mucha confianza, ya que en el pasado, televisoras y partidos políticos han lucrado con la información que ellos les brindan, les prometen ayuda y les aseguran que esta vez será diferente, pero no es así. No se tenía información acerca de estas personas ni de su forma de vida, por lo cual se actuó con cautela. Al final Se decide llevar algunos obsequios para que ellos se sientan con la confianza de compartir sus experiencias y abrirse un poco más. Los dos siguientes acercamientos fueron muy gratificantes debido a la información que se obtuvo, ya que se pudo tener contacto directo con una señora que vive en ese lugar, con la cual se entabló una gran conversación y brindó valiosa información.

La información se recolectó por medio de una entrevista a profundidad y realizando un tipo de observación participante.

Se eligió este tema de investigación, ya que es un tema que interviene en varias áreas, tanto en lo social como en lo ambiental y moral, es una situación que nos afecta a todos aunque muchos no lo queremos ver, pero no por eso significa que no existe. En lo personal es una experiencia de gran aprendizaje, deja una lección de vida y humanización para no continuar discriminando y juzgando. La situación en la que estas personas viven, es una patología social lamentable.

TubShroom tubshroom tubshroom tubshroom target tubShroom tubShroom tubshroom tubshroom tubshroom tubshroom TubShroom tubshroom canada tubshroom for sale tubshroom tubshroom tubshroom reviews TubShroom tubshroom walmart tubshroom tubshroom tubshroom for sink tubshroom tubshroom where to buy tubshroom tubshroom tubshroom for sale tubshroom tubshroom for sink Tubshroom tubshroom tubshroom reviews TubShroom tubshroom tubshroom for sale tubshroom tubshroom target tubshroom tubshroom tubshroom at walmart tubshroom tubshroom target tubshroom tubshroom tubshroom bed bath and beyond TubShroom tubshroom tubshroom for sale TubShroom tubshroom tubshroom target TubShroom tubshroom tubshroom canada TubShroom tubshroom tubshroom reviews TubShroom tubshroom tubshroom for sink TubShroom tubshroom tubshroom for sale tubshroom tubshroom amazon tubshroom tubshroom reviews tubshroom canada tubshroom